DiócesisSantiago

Fiesta de la Epifanía del Señor

“La alegría fue notoria en los rostros de quienes participaron, pues se sintieron recordados y tomados en cuenta”, fueron las palabras del Diácono Mario Luis Ríos, quien acompañó a los fieles de la comunidad de Guabal, en la celebración de la fiesta litúrgica de la Epifanía.

Esta comunidad que pertenece al Centro Misionero Santa Laura de Montoya en alto Ortiga se preparó, y en una misa masiva con la participación de propios y de otros que llegaron de comunidades aledañas vivieron el sentido de la fiesta de la manifestación del Señor.

La cantidad de niños y jóvenes presentes llamó la atención y fue signo de esperanza de la iglesia que camina en este centro misionero; la generosidad de las familias,  la religiosidad de esta área del centro misionero,  la alegría de todos manifestada en un rostro sereno marcado por el don de la sonrisa, hizo volver a las fuentes del cristianismo. La frase  “Evangelización con alegría”, se hizo vida en este día de Jesús Nuestro Señor, manifestado al mundo.

Como signo de fraternidad,  celebraron  la fiesta de Navidad,  misma que fue preparada por el grupo internacional Solidarios Sin Límites, quienes acompañaron al Padre Victoriano Rodríguez Vázquez,  responsable del centro misionero por unos días.

Los miembros de esta agrupación realizaron giras por las comunidades, brindaron su servicio en distintas actividades formativas, profesionales, lúdicas y muchas otras.

A través de estas líneas se brinda un eterno agradecimiento a ellos por esta muestra de generosidad que permitió ver el rostro de Dios, que sigue acompañando y ofreciendo su mano,  que con providencia guía, fortalece y levanta.

Artículo anterior

Compañía, afecto y alegría para privados de libertad

Siguiente artículo

Adoración y alabanza para celebrar aniversario