Curso BíblicoEspiritualidad

UNA VENTANA ENTRE LA VIDA Y LA BIBLIA – LA INSPIRACIÓN BÍBLICA

La inspiración es aquella influencia del Espíritu Santo de Dios sobre las mentes de los escritores biblicos, que hizo de sus escritos una revelación divina, progresiva, que recogían el mensaje liberador de Dios, para conducirnos a Cristo y a la salvación.

En lo que respecta a la inspiración, deben distinguirse tres elementos:  la causa primera eficiente que es el Espíritu Santo, quien actúa sobre el hombre en forma sobrenatural. En segundo lugar, se halla el sujeto de la inspiración, que es el hombre. Por último, el fin o término de la inspiracion, que es la Palabra de Dios.

Desde antiguo, el pueblo de Israel y las primeras comunidades cristianas, descubrieron en los escritores de la Biblia en sus páginas y en sus frases, algo muy profundo y especial que los animaba, que los inspiraba y movía.  Ellos encontraron que detrás de los textos estaba el mismo Dios como autor de esas páginas.  A eso llamamos inspiracion divina.

¿Cómo fue descubierta la Biblia como libro inspirado?  Hay dos explicaciones:

Primera:  la Biblia, desde dentro, nos comunica la certeza de que todo lo que allí está escrito ha sido inspirado por Dios.  Por ejemplo, cuando los profetas dicen solemnemente:  Así dice Yahvé” o “Yahvé me dijo”, están afirmando que su palabra es la Palabra del mismo Dios (Am 1,3.6).  En 2Tim 3,16 se nos dice que todos los textos de la Escritura son inspirados por Dios.

Segunda:  las comunidades cristianas, desde fuera, han reconocido en la Biblia su fuente de inspiración para la vida.  Por eso, se preocuparon por definir qué libros tenían el carácter de inspirados.  Así fue surgiendo el canon bíblico (lista oficial de los libros sagrados).

NOTA SECUNDARIA:

¿CÓMO INSPIRA DIOS?

Dios ha intervenido para que su mensaje liberador y de vida sea escrito.

CONTENIDO:  (90)

Dios ha intervenido de diferentes modos para llevar su mensaje.  Se puede hablar de tres momentos de inspiración:

En la vida del pueblo de Israel.  Es decir, inspiró sus deseos de vivir, de luchar y de encontrarse con Él.  

En el hablar y transmitir.  El pueblo habló y transmitió oralmente lo que escucharon, conservando con fidelidad la tradición de los mayores.

Al escribir.  Él movió la voluntad de ciertas personas y les puso el deseo de escribir.  Así redactaron obras que recogían la vida del pueblo y el mensaje salvador de Dios.

Artículo anterior

Disfrutan del Taekwondo en casa

Siguiente artículo

SABER LLORAR CON LOS DEMÁS, ESTO ES SANTIDAD