Espiritualidad

50 años con Nuestra Señora de Los Ángeles entre nosotros

Betzaida Toulier U.

La parroquia Nuestra Señora de Los Ángeles celebra este 2 de agosto su fiesta patronal. Pero este año hay un motivo muy especial, se conmemora los 50 años de la llegada de la imagen de Nuestra Señora de los Ángeles a Panamá. 

Una imagen que enlaza a dos países hermanos: Costa Rica y Panamá. Y es que en el templo parroquial hay una réplica de la  imagen que se venera en la Basílica de Cartago, Costa Rica y fue un obsequio de la Comunidad Costarricense radicada en Panamá, que deseaba celebrar la fiesta de Nuestra Señora de Los Ángeles, anualmente, aquí en Panamá.

Traslado de la imagen

El 17 de julio de 1970, la imagen fue bendecida por el Arzobispo de San José, Costa Rica, Monseñor Carlos H. Rodríguez, y desde este país inició el recorrido por tierra, el 19 de julio, desde Cartago, Costa Rica, hasta llegar a Panamá.

Pasó por David, Santiago, Santa María, Las Tablas, Guararé, Chitré, Aguadulce, Natá, Penonomé, Antón, La Chorrera, Arraiján y llega a la Ciudad de Panamá, en cada población la expresión de un pueblo creyente y devoto a la Virgen. 

El domingo 2 de agosto de 1970, ya en ciudad de Panamá, la imagen fue llevada a la Basílica Don Bosco, en donde fue entronizada por el Arzobispo Monseñor Marcos Gregorio McGrath, y desde ahí arrancó una caravana hasta la Urbanización Los Ángeles.

Toda la comunidad le esperaba, encabezada por el Padre Domingo Moreno.    Allí se inicia la procesión en que panameños y ticos condujeron en hombros la imagen por las principales calles de la comunidad, hasta llevarla al lugar donde habría de levantarse su templo.

En este sitio, con una misa solemne, presidida por Monseñor McGrath y a la que asistieron el Embajador y el Cónsul de nuestro hermano país de Costa Rica y un numeroso público, concluyeron los actos de Bienvenida de “La Negrita”, a nuestro país. 

Unidos por un templo

Los primeros moradores de la Barriada de Los Ángeles no contaban, inicialmente, con parroquia propia. En 1965 acudían a la Iglesia de San Martín de Porres en Loma de la Pava y en 1967 nombran Párroco al Padre Domingo Moreno, el cual recibió la imagen de Nuestra Señora de los Ángeles en 1970.  Se oficiaban misas en una casa carro inicialmente, luego en un rancho, que se encontraba en el lote donde se quería levantar el templo. Posteriormente, con actividades realizadas por la comunidad, se logra comprar una casa en el Paical, en  donde se celebra la primera misa, un 4 de noviembre de 1972. 

En abril de 1976, los Padres Agustinos se hacen cargo de la Parroquia, siendo el primer Párroco el Padre Guillermo Rubio. Pero, para agosto 1976, toma posición como Párroco, el Padre José Majadas, el cual consiguió la donación de los terrenos en Los Ángeles.

El 15 de octubre 1979, nombran Párroco al Padre Julio de la Calle, el cual fue el motor para la construcción del templo actual de  Nuestra Señora de Los Ángeles, que se logró culminar utilizando la venta de la casa del Paical, como capital semilla, con donaciones y  actividades de la comunidad. 

En agosto de 1981 fue la bendición de la Primera piedra por Monseñor Marcos Gregorio Mc Grath y el 25 de marzo de 1983 se Consagra el Templo a Nuestra Señora de Los Ángeles

Rogamos a Dios por todas las familias de nuestra comunidad, a las  que María ha acompañado  durante estos 50 años,  bajo la advocación de Nuestra Señora de Los Ángeles, para que nos siga inspirando en su dulzura, amor y piedad. 

Mensaje del párroco 

 Cómo párroco, ¿cuál es su mensaje a la feligresía de esta parroquia?

“Como todos sabemos, estamos cumpliendo 50 años de la llegada de la imagen virgen de Los Ángeles a nuestra parroquia, esto nos invita a ver el camino para cumplirlo, donde hemos visto la participación de muchos miembros que ya no están con nosotros, pero que nos han dejado un legado maravilloso, que nos mueve también a cada uno de nosotros a luchar por dejar una parroquia llena de vida y una comunidad que quieran profundizar cada vez más en la fe recibida. Hoy somos los garantes de esta fe… fe que tenemos que saber transmitir; por ellos los invito a todo a celebrar esta fiesta con una actitud profunda de conversión permanente para seguir caminando”. 

 Ante la realidad actual, ¿cómo ha acompañado la parroquia a sus fieles?

“Ante la circunstancia que estamos viviendo hemos acompañado a nuestros feligreses con la Eucaristía diaria, y a muchos de ellos también por llamadas de teléfono o Whatsapp. Hemos compartido por reuniones, además preocupándonos de las familias mas necesitadas en estos momentos con un grupo llamado parroquia solidaria con nuestros hermanos. He visitado familias para llevar la unción y la comunión y la confesiones que a los que lo piden buscamos el momento para realizarlo. Ha sido un acompañar cercano, tanto de nosotros como comunidad agustiniana y nuestros feligreses con nosotros”.

Opiniones:

Marisín de De Léon

 

“Junto a mi familia he crecido espiritualmente, bajo el amparo de la Virgen. En esta parroquia se casaron nuestros hijos, y se bautizaron nuestros nietos, y hemos sido pareja guías de Encuentro Matriomial, Talleres de Oración y Vida, y lectores”.

Adelaida Mirones

“Recuerdo es que cuando salió de Chiriquí hasta Panamá, las personas salían para saludarla y cuando llegó aquí nosotros la recibimos también con mucho cariño. Todo esto fue coordinado por monseñor Marcos Gregorio Mcgrath”.

Angélica Marie Miranda

Desde pequeña me involucré en actividades de la parroquia. Pastoral Juvenil, El Coro San Agustín, Ser Catequista e incluso en la Comisión de Redes, me siento orgullosa de poder formar parte de esta comunidad.

Fechas memorables

  • El 17 de julio de 1970, la imagen de Nuestra Señora de Los Ángeles fue bendecida por el Arzobispo de San José, Costa Rica, Mons. Carlos H. Rodríguez, 
  •  El 19 de julio sale de Cartago, Costa Rica, hacia Panamá, y desde que entra por la frontera hace un recorrido por varias oblaciones hasta llegar a Panamá. 
  •  El domingo 2 de agosto, ya en ciudad de Panamá, la imagen fue llevada a la Basílica Don Bosco, donde fue entronizada por Monseñor Marcos Gregorio McGrath.
Artículo anterior

Dadles vosotros de comer


Siguiente artículo

Papa aconseja pedir a San Ignacio virtud de la humildad