Colón – Kuna YalaDiócesis

Apostolado colonense celebra 33 años sirviendo a la comunidad

Con motivo de la celebración de los 33 años de la Obra de Apostolado y Espiritualidad, Luz Amor y Vida, se realizó una eucaristía en el Santuario Virgen del Carmen, donde los integrantes de este apostolado compartieron ese don de Dios de servir a los demás.

Maylen Rivas, Coordinadora de esta obra aseguró que en sus 19 años de participar en este apostolado, ha visto cómo el Señor le ha mostrado su amor; “He ido creciendo espiritualmente y en cuanto a mi persona; cuando inicié fue en el apostolado del Perpetuo Socorro; desde allí hemos llevado, desde hace dos años, la coordinación de esta obra; a pocos meses de terminar mi periódo, le doy gracias a Dios por esta valiosa oportunidad”, puntualizó.

La Obra de Apostolado y Espiritualidad Luz, Amor y Vida, es un movimiento católico de la diócesis de Colón-Kuna Yala, asesorado por el padre José Ortega. En sus 33 años de llevar su misión ha llegado a diferentes áreas y ha brindado a todos los que lo han conocido, un encuentro real con Jesús.

Este apostolado realiza sus acciones pastorales en la cárcel, de manera recreativa con niños y niñas, asilos, evangelizando en familias, proyecto Hijas del Delantal, Acción Fraterna y Nueva Semilla entre otros. Recientemente se entregaron canastillas en la Sala de Maternidad del Hospital Manuel Amador Guerrero.

“Este servicio nos une como familias, nos impulsa a darlo todo siempre y estamos agradecidas con Dios por esta gran oportunidad que nos brinda cada día para servirle solo él”, recalcó Maylen.

Artículo anterior

Jóvenes participan de convivio

Siguiente artículo

Una emisora antigua pero a la vanguardia