Comunidad

La Eucaristía y los padres de la Iglesia

Los escritos de los padres de la Iglesia no son parte de las Sagradas Escrituras, pero si Tradición Apostólica. Ellos dan cuenta histórica de que, desde sus inicios las doctrinas de la Iglesia primitiva fueron claramente explicadas en términos católicos, e igual que hoy día, los primeros cristianos concebían la verdadera presencia de Jesús en la Eucaristía.

Sobre ello, San Ignacio de Antioquia (año 110 D.C.) escribió: «Pero observad bien a quienes tienen una opinión heterodoxa… Vean qué contrarias son sus opiniones a la mente de Dios… No admiten que la Eucaristía sea la carne de nuestro Salvador Jesucristo, la cual sufrió por nuestros pecados y el Padre resucitó por su bondad».

Igualmente, San Justino Mártir (Años 150 d.C.) escribió: «A este alimento lo llamamos Eucaristía… No lo recibimos como pan o bebida comunes…, tal como nos han enseñado, el alimento que se ha preparado en la Eucaristía a través de la oración eucarística que él pronunció… es la Carne y la Sangre del mismo.

También San Irineo (año 195 d.C.) enseñaba: «(Jesús) ha declarado que el cáliz, parte de la creación, es su propia sangre, desde la cual hace que fluya nuestra sangre; y el pan, parte de la creación, ha establecido como su propio cuerpo, desde la cual hace crecer nuestros cuerpos».

Ningún padre apostólico enseñó que la Eucaristía es un mero símbolo; según enseñanza recibida de los apóstoles, todos creían en la presencia real de Jesús en el Pan y el Vino.

Pie de página: «A este alimento lo llamamos Eucaristía… No lo recibimos como pan o bebida comunes

Artículo anterior

Cepillado para que la placa no cause daños

Siguiente artículo

Todos somos llamados por Jesús