Diócesis

Templos reabren en las diócesis

Betzaida Toulier U.

Con cautela, y de manera paulatina, cada diócesis ha decidido cuándo y cómo abre sus templos parroquiales y capillas. El Comité de Salud e Higiene Covid-19 y grupos de apoyo llevan todo el peso del trabajo.

La tarea primordial del equipo de cada templo es vigilar que se cumplan los protocolos, y son los encargados de orientar en cuanto a la liturgia y la logística. 

Cada diócesis está siguiendo las normas prescritas por el Ministerio de Salud y las propuestas por la Conferencia Episcopal Panameña. 

  

Diócesis de Colón

A partir de este domingo 14 de junio, la Diócesis de Colón-Kuna Yala abrirá sus templos. Así lo dio a conocer, Monseñor Manuel Ochogavía Barahona a través del decreto No. 140. 

Sin embargo, solo los templos que cumplan con las medidas de prevención podrán abrir, este domingo en la Solemnidad del Cuerpo y Sangre de Nuestro Señor Jesucristo. 

El segundo artículo de este decreto dice textualmente: “Téngase en cuenta que, por bien de los fieles, a partir del sábado 20 de junio pueden celebrarse las primeras vísperas de todas las solemnidades y fiestas de precepto a las 12:00 mediodía del día anterior, mientras dure la vigencia de este decreto”.

Uno de los templos que ha preparado para su apertura es el Santuario Jesús Nazareno de Portobelo. “Hemos colocado todas las medidas de seguridad en el templo, tanto en distanciamiento físico, como la toma de temperatura y sanitización al entrar al templo, el uso obligado de mascarillas”, informó el Vicario, padre Luis Alberto Martínez.

También dijo que al templo solo podrán ingresar el 25 % de su capacidad (125 personas por eucaristía), los domingos se realizarán tres eucaristías (9, 10 y 11 am) y las confesiones serán durante la eucaristía. 

LIMPIEZA. Después de cada celebración debe limpiarse el área. Al final del día hay que desinfectar de manera más profunda.
Diócesis de Penonomé

En la celebración Eucarística de este Domingo de la Santísima Trinidad, transmitida por las redes de la Parroquia Catedral San Juan Bautista de Penonomé, se informó sobre el proceso que se adelanta para la próxima reapertura de los templos en la Diócesis.

Monseñor Edgardo Cedeño, Obispo de la Diócesis de Penonomé, dijo  que están en una etapa pedagógica interna, de reflexiones y reuniones. »Cada parroquia, con su equipo de salud, están adecuando los templos, para un mejor servicio físico y espiritual », explicó Monseñor Cedeño.

Monseñor Edgardo Cedeño pidió paciencia, pues se quiere hacer las cosas bien, siguiendo las normativas de la Conferencia Episcopal Panameña y el Ministerio de Salud. Además, se estará informando a través de las redes oficiales de la Diócesis de Penonomé las fechas de reapertura.

Finalizó haciendo el llamado a coclesanos a quedarse en casa, y participar de las Eucaristías que se transmiten por diferentes plataformas digitales.

DISCIPLINA. Se insiste en que ningún ministro, y nadie en el equipo ni entre los fieles puede estar en la celebración sin mascarilla.

Vicariato de Darién

El domingo 7 de junio, fiesta de la Santísima Trinidad, se realizó oficialmente la apertura de la Catedral Nuestra Señora de Guadalupe del Vicariato Apostólico de Darién.  Siguiendo las normas prescritas por el Ministerio de Salud, y las propuestas por la Conferencia Episcopal Panameña,  se contó con un poco menos del 25% de los fieles, además se les tomó la temperatura al ingresar al templo,  todos incluyendo los celebrantes portaban su respectiva mascarilla.

En la entrada del templo se colocó una bandeja con desinfectante y se contaba también con gel alcoholado. Confiando en la misericordia del Señor, que poco a poco, nos veamos libres de la Pandemia cooperando todos en esta meta común de cuidarnos manteniendo distancia, saliendo de casa a hacer lo estrictamente necesario y siguiendo todas las normas de higiene.

SEGURIDAD. La distancia de dos metros entre uno y otro, según disposición del Ministerio de Salud, es un requisito indispensable.

Diócesis de David

También la Diócesis de David abrió su templo catedral. El Cardenal, José Luis Lacunza, OAR, presidió la Eucaristía en la Solemnidad de la Santísima Trinidad.

Recordó que han sido casi tres meses de cuarentena y se reinicia el culto en los templos, precisamente en la solemnidad de la Santísima Trinidad. 

“Si algo nos está enseñando esta crisis de la pandemia, que estamos viviendo, es que nadie se salva solo”, dijo el Cardenal, tras advertir  que todos tenemos que ser guardianes de nuestros hermanos y hermanas.

Asimismo, señaló que eso que decimos de el reino de Dios de ser una comunidad fraterna, ahora la estamos experimentando en carne propia, por esa necesidad sanitaria. “Lo que hago repercute en los demás, si cuido a los demás, también me cuido yo”, agregó.

“Ojala que esta dura realidad nos haga reavivar esa vida de comunión. No podemos prescindir de los demás, ni voltear la cara ante el hermano necesitado”, indicó.

“Que la celebración de este misterio de nuestra fe, nos ayude a entender el misterio de nuestra vida cristiana y humano y nos lleve a comprometernos a construir un mundo más justo mas fraterno, y por lo tanto más humano”, expresó al finalizar su homilía.

El Cardenal Lacunza –al terminar la Eucaristía- pidió a los fieles no olvidar que el amor a Dios que hemos celebrado tenemos que hacerlo realidad en el prójimo.

Con firmeza de pastor dijo: “Ha terminado la cuarentena por el momento, pero no ha terminado la pandemia, y es responsabilidad nuestra el hacer todo lo posible para que esto tenga la menor incidencia”. 

La Diócesis de David ha ido abriendo los templos de manera paulatina en todo este territorio eclesiástico. 

Diócesis de Chitré

Al igual que las otras diócesis, Chitré ha iniciado la apertura de los templos, siendo las primeras parroquias: Catedral San Juan Bautista y San Sebastián de Ocú, ambas presididas por Monseñor Rafael Valdivieso Miranda. 

Para el Obispo de Chitré es importante que la feligresía comprenda que las medidas exigidas por el Ministerio de Salud deben ser de fiel cumplimiento.   “Siendo estas dos provincias las que menos contagios tienen, debemos lograr que se mantengan seguras al asistir a las celebraciones eucarísticas respetando el protocolo ”, manifestó.

El Comité de Salud e Higiene Covid-19 está compuesto por equipos que se han preparado para atender las celebraciones, así lo aseguró Monseñor Valdivieso.

El obispo que ha estado confirmando la preparación de los templos, acompañado de funcionarios del MINSA, y los diferentes responsables de comunidades y parroquias se aseguran de que, tanto los aspectos de seguridad y litúrgicos se apeguen a lo establecido.

Monseñor Rafael Valdivieso Miranda manifestó que durante la semana que acaba de pasar más templos se han abierto, y otros lo harán de manera paulatina, siempre cuando estén preparados para recibir a los fieles.  

Protocolo

  • Templos. Después de cada celebración litúrgica se debe limpiar y cuidar que todo desecho (mascarillas, guantes, toallitas, etc.) se depositen en un recipiente distinto al  orgánico. 
  • Ministros. Debe ser el mínimo, y hay que cuidar que todos usen mascarillas, sobre todo cuando estén leyendo, pues el papel de los libros es altamente transmisor. 
  • Asistentes. Miembros del equipo estarán en la puerta con el termómetro, con mucha caridad, les tocará decirle a todo aquel con 37.5 de temperatura que no podrá entrar. 
Artículo anterior

La Trinidad y la relación entre las criaturas

Siguiente artículo

Envejecer juntos… ¿resignación o aceptación gozosa?