DiócesisSantiago

Llamados a servir a Dios y a los demás

En la Catedral Santiago Apóstol se llevó a cabo la Ordenación Diáconal de los seminaristas Anastacio Santander y Marcelino Bonilla, y la Ordenación Presbiteral de José Del Carmen González.

El pasado 22 de diciembre fueron recibidas con mucha alegría estas ordenaciones por la iglesia que camina en esta diócesis, pues se ve cómo la providencia divina y el compromiso cristiano sigue regalando vocaciones para ese rebaño de Dios. La festividad y la emoción se expresaban en la participación multitudinaria que sienten cercanos y queridos a los nuevos Ministros.

Fue notable el regocijo y la paz en el lugar por tan hermoso acto, como lo expresó el Obispo Monseñor Audilio Aguilar en su homilia, quien además comentó que el Señor, capacita a los que ha llamado, elegido y consagrado a su santo servicio y que esa elección lleva a la entrega generosa que aleja la frustración y las quejas.

“Los Ministros están llamados a la construcción del Reino a anunciar la belleza del evangelio, descubrir la alegría de ser de Jesús y de comunicar su mensaje”, destacó.

Agregó que muchas veces los ministros tienen la tentación de formar grupos que se identifiquen con el evangelizador, incluso que le obedezcan a sí mismos. “Los Ministros para vencer esta tentación, deben enseñar el Evangelio de Jesús y lo que nos enseña la madre Iglesia”, acotó.

Artículo anterior

A los pies del Maestro

Siguiente artículo

“Somos fruto del Concilio Vaticano II”