ComunidadJóvenes

¿Los novios pueden comulgar?

Dentro de nuestra fe, las relaciones sexuales están destinadas exclusivamente a la vocación matrimonial.

Carlos y Dianerys

En la actualidad, las relaciones sexuales dentro del noviazgo se han “normalizado”, lo cierto es que estas representan una falta de amor a Dios, al prójimo y nosotros mismos. Dentro de nuestra fe, las relaciones sexuales están destinadas exclusivamente a la vocación matrimonial y si está estipulado así es porque nos permitirá vivirlas a plenitud. Llevar a cabo este comportamiento no permite que te encuentres en gracia para poder recibir el Cuerpo y la Sangre de Cristo. Sin embargo, si vives una relación en castidad y fidelidad, ambos pueden comulgar.

Lo sabemos, hoy en día es difícil luchar contra la impureza; existen factores externos que nos estimulan para que esto no sea así, pero queremos decirte que abandonarse en Dios es la única opción que tenemos si queremos vivir a plenitud.

Les exhortamos a que no se desanimen si caen una y otra vez, o si no encuentran salida dentro de su noviazgo.

Por gracia de Dios, no hemos tenido relaciones sexuales en los casi 3 años de noviazgo que llevamos, y esto nos ha permitido poder conocernos a mayor profundidad, no sólo al otro sino a uno mismo también, de igual manera a cuidar nuestras metas, sueños y a sentir una verdadera alegría que sólo Dios nos puede dar. Por otro lado, también hemos experimentado momentos de debilidad y tristeza al apartarnos del camino que nos muestra que debemos seguir.

Les exhortamos a que no se desanimen si caen una y otra vez, o si no encuentran salida dentro de su noviazgo, el Señor siempre hace nuevas todas las cosas. Él solo necesita de su buena disposición y valor para nadar contracorriente, y así, ser testigos auténticos y fieles de su Amor.

 

 

                                   

Artículo anterior

“No nos corresponde juzgar, sino acompañar”: Mons. R. Valdivieso

Siguiente artículo

Francisco y la espiritualidad de la fraternidad