CulturaVariedad

Río Indio: ¿qué criterio predominará?

El pasado 7 de septiembre, la Administración del Canal de Panamá publicó el pliego para la precalificación de empresas para el diseño, construcción y puesta en ejecución de un sistema optimizado de administración del recurso hídrico para el área canalera.

En esta ocasión hemos entrevistado en la ACP, a la Sección de Cuencas y la Sección de políticas y evaluaciones ambientales. Entre las opciones que podrían contemplar las empresas, indica una entrevista al Dr. Muschett en la Estrella de Panamá, están: el embalse del Trinidad, o profundización adicional, un embalse en el alto Chagres, el proyecto de río Indio, traer agua del río Bayano, desalinizar el agua del mar, y traer las aguas de la planta de tratamiento de aguas servidas de la ciudad de Panamá.

Se trata de una mega obra, valorada en una inversión $2 mil millones, permitirá explorar alternativas de agua y promete garantizar su acceso para maximizar las operaciones de la ruta interoceánica y abastecer la demanda de consumo en las próximas cinco décadas.

RAÍCES. En estos territorios las familias han dejado toda su vida, y formaron sus familias.

La ACP nos indica que aún no hay una decisión tomada sobre cuál sería la opción o la combinación de opciones que se decidirá. La Autoridad del Canal de Panamá señala en su página web que ha completado la mayor parte de los estudios y proyectos complementarios en el río Indio, necesarias para la elaboración del diseño conceptual de un reservorio multipropósito en la cuenca del río Indio, que está en su etapa final.

Área geográfica involucrada

Según el diseño conceptual, el área geográfica del proyecto involucra el tramo medio-central de la cuenca de Río Indio y el tramo bajo de la cuenca. Involucra el distrito de Penonomé y el corregimiento de Rio Indio, el distrito de Chagres y el de Colón (la Encantada y Ciricito), en Capira, los corregimientos de Ciri de los Sotos y Santa Rosa. (46)

Afectación de viviendas y personas

La ACP indica que realizó una encuesta en 64 lugares poblados, con 2,141 habitantes y 696 viviendas. La estimación de afectación del reservorio abarca 592 hogares, de los cuales 542 residencias estarían afectadas de manera permanente, es decir que serían inundadas las viviendas de 1,676 personas y 5 lugares con afectación parcial.

Impacto en el entorno ambiental-productivo

Son 5,400 hectáreas de impacto directo para todo tipo de uso: 45% son bosques secundarios maduros, 38% son pastos, asociados a ganadería, y un 2.5% de producción agropecuaria heterogénea. El área poblada corresponde a 1.7% debido al patrón de dispersión de la población y la producción en pequeña escala.

Información de la población afectada

La ACP indica que la población ha sido informada progresivamente de todas las fases del proyecto de Rio Indio. Desde finales de 2019 e inicios de 2020, realizaron 27 reuniones comunitarias mostrándoles los mapas, para presentar cómo sería el diseño conceptual y el posible plan de reasentamiento.

¿Qué se priorizará? ¿Lo técnico-económico sobre las personas?

La ACP indica que todavía no hay un proyecto aprobado, se está entregando los resultados al Ministerio de Ambiente. La decisión no ha sido tomada, se está realizando un proceso de precalificación. Indicaron que el impacto tendría que mitigarse, porque para 2050 un gran sector del país no tendría acceso a agua potable ni tampoco el Canal.

ANTECEDENTES. Hace tres semanas, publicamos un artículo con los testimonios de los miembros de la Coordinadora Campesina por la Vida, quienes rechazan el proyecto de reservorio hídrico multipropósito que podría desarrollar la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) en la cuenca del río Indio.

¿Reasentamientos?

La ACP indica que se ha cumplido con mantener informada a la población: 4 oficinas de relaciones comunitarias en áreas claves. Existe un plan de reasentamiento, que contempla el marco legal de los reasentados y las buenas prácticas internacionales respecto a un plan de compensación y restablecimiento de los medios de vida en conjunto con la población.

¿Cuál es el progreso que queremos?

El modelo económico y social panameño es concentrador y extractivista (agua, minas, bosques) lo cual agota la tierra. Las comunidades campesinas no están contra el progreso y el acceso al agua es un tema nacional. El diálogo debe ser balanceado y considerar las necesidades de toda la población y no solo los intereses de grupos económicos de poder.

Artículo anterior

Es malo que los homosexuales vayan a la iglesia?

Siguiente artículo

La catequesis enraizada en la vida de las personas