ComunidadJóvenes

Asumir las crisis nos permite madurar

La psicóloga Cecinel Jaén, resalta que la manera más poderosa de lidiar con una crisis es relacionarte con ella y asumir la situación tal como es: para bien o para mal independientemente de qué o quién causó esta crisis, entre más rápido asumas la situación, más rápido saldrás de ella.

Mantén la calma y fe. No entres en pánico, molestarte, atemorizaree, preocuparte o tomar acciones reactivas. Es el momento crucial de tu liderazgo, cualquiera puede serlo cuando todo está saliendo de maravilla, un verdadero líder mantiene la calma e infunde fe en otros cuando las cosas no están saliendo como uno quisiera.

Analiza la situación e identifica el problema. Una crisis, por definición, presenta situaciones adversas desconocidas en su solución y origen. Tomar las mismas acciones de siempre o reaccionar de manera instintiva, seguramente no va a resolver el problema.

Convierte el problema en una oportunidad. Quizás la situación sea ajena a ti, tu interpretas la solución. La mayoría de las personas tienen una interpretación negativa de un momento de crisis y asignan adjetivos negativos, como “esto está muy mal y es injusto”.

Ponte en acción. Lo único que produce resultados en esta vida son las acciones. Una vez que hayas analizado la situación es necesario que te pongas en acción. Estas tienen que ser diferentes y contundentes, que produzcan resultados extraordinarios en el menor tiempo posible.

Aprende e innova. Los momentos de crisis nos ofrecen oportunidades para aprender y evolucionar, pero no es necesario ni recomendable que esperes hasta que tengas el agua en el cuello para hacer esto. Puedes aprender e innovar constantemente, los tiempos altamente dinámicos y complejos en los que vivimos lo exigen.

Ser proactivo implica afrontar la situación de un contexto poderoso que facilite su resolución.

Artículo anterior

El día que la juventud panameña cambió el rumbo de la historia

Siguiente artículo

Remedios: santuario diocesano