Acción sugerida

Champú de cariño y de perdón en la familia

Esta semana, la Palabra nos invita a aprovechar este tiempo de pandemia para ejercitarnos en el Amor en casa. Son demasiadas las discusiones, las diferencias y los insultos. Este tiempo de Gracia, nos dice el Señor, hay que aprovecharlo para descubrir lo que hay de Dios en el otro.

Si en la calle es común el odio y la descalificación, la Acción Sugerida de esta semana es que en casa vayamos en la dirección contraria, es decir, la de la Caridad y el Perdón.

La familia es escuela de comunión, pero también es escuela de reconciliación. Es ahí donde nos ejercitamos en la tolerancia y, más que eso, el respeto.

En este tiempo de tormenta, en el que la vida nos ha dado la oportunidad de estar más cerca que nunca de los nuestros, debemos aprovechar para conocer mejor a quien comparte con nosotros las horas y el techo, para reconocer en él lo mucho que hay de Dios, y descartar aquellas cosas que me irritan y me hacen descalificarlo.

Hagamos esa lista de amor que es tan necesaria. Enumeremos uno a uno los atributos, virtudes y tesoros de cada persona que tenemos cerca en casa y en el vecindario.

Empezaremos a ver que el otro no es solo maldad y errores. Que en el otro también hay riquezas que nos hacen mejores personas a quienes le rodeamos. 

También será ocasión para perdonar sus fallas, sus caídas, sus limitaciones. Para eso sirve la familia, para darle movimiento al atrofiado músculo espiritual de la misericordia.

Este es el momento maravilloso que tenemos para ver lo bueno, y para ser buenos, principalmente con la familia.

¡Ánimo!

Artículo anterior

El origen de la Biblia

Siguiente artículo

Comunidades pintadeñas solidarias con los más necesitados