Uncategorized

Escucha, respeto y diálogo piden obispos panameños

Al iniciar el mes de la Patria, hacemos un llamado a la ciudadanía y a las autoridades para que prevalezca el respeto mutuo, la escucha atenta, el diálogo, la cordura y la tolerancia como caminos para encontrar el consenso nacional ante un tema tan sensitivo e importante como es el de las reformas constitucionales.

El ambiente de tensión y violencia, que dejó heridos y daños materiales, vivido en los últimos días, ha sido de enorme preocupación para los habitantes en este país.

Si bien, no es negociable el derecho fundamental a protestar y manifestarse sobre temas nacionales y vitales en la vida del país, no menos importante es que deba realizare sin violencia y respeto.

Las reformas constitucionales demandan la participación plena de todos los sectores del país, sin exclusión de nadie, por lo que hay que garantizar que esto sea posible a través de un mecanismo serio, ágil y transparente, en el que se pueda consignar todos los aportes, para llegar a un consenso nacional.

Panamá merece una Constitución que responda a los desafíos del mundo actual, sin menoscabo de los valores y principios éticos y morales que la ha sostenido a lo

largo de su historia.

Urge, más que nunca, devolver la esperanza perdida a causa de la injusticia, de la corrupción y la exclusión. Para ello, a cada uno nos corresponde sembrar signos visibles y tangibles que hagan germinar la credibilidad y la confianza en Panamá.

Artículo anterior

Más de 250 niños reciben alimento diariamente

Siguiente artículo

Desprenderse poco a poco de lo material